<
>
2021 Argentine Liga Profesional de Fútbol, 2021 Copa de la Liga Profesional - Grupo Stage
  • Sebastián Villa (41' PEN)
  • Carlos Zambrano (69')
  • Agustín Palavecino (67')
  • Milton Casco (79')

Boca y River no se sacaron ventajas en un entretenido Superclásico

Boca y River empataron 1-1 en el Superclásico jugado en La Bombonera, por la quinta fecha de la Copa de La Liga.

Boca abrió el marcador a los 40 minutos de juego con gol de penal de Sebastián Villa, mientras que Agustín Palavecino anotó el empate a los 21 minutos del complemento.

Fue un partido entretenido, con dos equipos que a su manera buscaron el triunfo. Arrancó mejor River, presionando en todas las líneas y apurando la salida de un Boca dubitativo.

Miguel Ángel Russo paró de manera sorpresiva una línea de tres defensores, con Nicolás Capaldo y Frank Fabra de laterales, Carlos Zambrano, Lisandro López y Carlos Izquierdoz. Sin Edwin Cardona, Gonzalo Maroni ocupó su lugar, pero le costó reemplazar al talentoso colombiano.

Si bien de entrada River dominó, intentando desde afuera del área con un par de remates de Rafael Borré y Nicolás De la Cruz, no tuvo ocasiones claras de gol. Una mala salida de Esteban Andrada pudo darle la ventaja inicial: De La Cruz remató con el arco vacío y Lisandro López salvó cerca de la línea.

Pero la más clara fue de Boca, a través de una gran habilitación de Maroni a Fabra, quien mandó el centro al área para que Tevez pusiera el 1 a 0. Pero Carlitos definió débil y Franco Armani comenzó a ser figura, tapando el remate.

De a poco Boca se fue acomodando con el correr de los minutos, les cerró espacios a Enzo Pérez y a De La Cruz, y se acercó más al arco rival.

Hasta que a los 40 minutos, Carlos Tevez habilitó de taco a Capaldo en la derecha, y Fabrizio Angileri se llevó puesto en el área al defensor xeneize. Penal. Sebastián Villa, al medio del arco, venció a Armani y puso el 1 a 0. Terminó mejor Boca.

En el segundo tiempo River salió a buscar el empate y Boca tuvo un par de chances para definirlo. Maroni se lo perdió sólo ante Armani tras una gran contra, pero el volante definió muy mal, y luego entre Tevez y Villa, con dos tapadas seguidas de Armani, estuvieron cerca del segundo.

Un viejo refrán futbolero dice que los goles que se erran en el arco rival se sufren en el propio, y eso pasó. A los 21 minutos, una buena jugada colectiva del millonario terminó con un centro a la cabeza de Palavecino, quien en su debut en un Superclásico marcó el 1 a 1.

Para colmo de males, dos minutos después, llegó otra mala noticia para el local: Zambrano se iba expulsado por doble amarilla.

Boca con 10 y un River entonado parecía ser la receta perfecta para Gallardo. Angileri fusiló a Andrada desde afuera del área y el arquero respondió a puro reflejo para mandar el balón al tiro de esquina.

Luego las cosas se emparejaron con la expulsión de Casco, también por doble amarilla. Ya quedaba menos para el final, el cansancio se hacía sentir. Si bien River dominaba más y Boca esperaba, ya no había llegadas claras.

Pero a los 43 minutos, hubo un milagro en el arco de Boca. Girotti desbordó por la derecha a Marcos Rojo (el ex Manchester United debutó con la azul y oro, entrando por Maroni) y mandó un centro al área chica. La pelota rebotó, y en una especia de carambola, superó a Andrada y picó a centímetros de la línea de gol.

Parecía que era el triunfo de River, pero en vez de entrar al arco, por el efecto, el balón salió. Zuculini entró de frente para sellar el triunfo, sin embargo Andrada se recuperó y tapó con ayuda del poste la victoria millonaria.

Así terminó el partido. Boca, luego de los primeros 25 minutos del primer tiempo, pudo asentarse en el campo, anular a River en el medio y aprovechar los espacios. Con un poco más de justeza en la definición, pudo haberlo ganado.

River parecía tenerlo tras el empate y la expulsión de Zambrano, pero tampoco estuvo fino en los metros finales.

Los dos terminaron conformes y mostraron aciertos y errores a los largo de los 90 minutos. Sin Cardona y con Tevez tocado en el tobillo, el xeneize se llevó un punto que sirve. River, tras arrancar 0-1 y pudiendo haberlo perdido, se recuperó para sumar tras la derrota ante Argentinos Juniors.