<
>

Bajo el mando de Brian Daboll, los New York Giants esperan agresividad de Daniel Jones

Aunque no se niega la importania de evitar entregas de balón campo abajo, la escuadra neyorquina está fomentando que su pasador lance el balón sin temor a los errores

El head coach de los New York Giants, Brian Daboll, no quiere que Daniel Jones se limite. En lugar de eso, está promoviendo una mentalidad agresiva que invite a su nuevo quarterback a salir al campo y lance el ovoide sin dudas ni miedo a cometer errores.

Especialmente en las prácitcas.

"Sí, miren, queremos cerciorarnos de proteger el ovoide", dijo Daboll antes de la tercera práctica de los Giants como parte de sus actividades organizadas del equipo, este jueves. "Pero, de nuevo, no puedes salir allí y jugar con temor. Sé inteligente, no temerario, si se quiere. Si tiene la posibilidad en la lectura correcta, déjalo volar.

"Habrá cosas que sucedan en todos los partidos. La defensiva hará una buena jugada, podría haber un balón desviado. Vamos a tener que hacer un buen trabajo de proteger el ovoide, pero quiero que suelte la rienda".

Es un cambio con respecto al último par de años, cuando Jones trabajaba incansablemente por eliminar entregas de balón. Eso pareció conducir a un juego más conservador con menos intercepciones. Jones tiró 17 intercepciones en el último par de temporadas, empatando en el sitio N° 20 de la NFL.

Josh Allen, quien tuvo a Daboll como su coordinador ofensivo en Buffalo, tiró 25 intercepciones durante el mismo lapso, empatando por la segunda mayor cantidad entre todos los quarterbacks. Allen también tiró 75 pases de touchdown y fue candidato a Jugador Más Valioso en ambas temporadas.

"Los hechos fueron que entregamos el balón demasiado. Yo estaba entregando demasiado el balón", admitió Jones, quien suma 49 entregas de balón totales desde que entró a la liga en el 2019, empatando la tercera mayor cantidad en la NFL. "Pero, no lo sé. Pienso que como quarterback, debes ser capaz de hacer las dos cosas: ser agresivo, tomar riesgos, pero también proteger el ovoide. Es encontrar el balance y los mejores logran hacerlo. Así que siempre trabajo para mejorar esa pieza en la toma de decisiones y ser inteligente".

Daboll, en su primer receso de temporada como head coach, no intenta reprogramar a su quarterback por completo. Simplemente, busca un justo medio aceptable que incluya algo de la agresividad mostrada por Jones en su primera temporada profesional, bajo el head coach Pat Shurmur, y la versión más responsable que jugó en el último par de años bajo el mando de Jason Garrett y Freddie Kitchens en la selección de jugadas.

Comienza en las prácticas de primavera. Jones tiró un pase profundo en el medio del campo durante la sesión del jueves. Fue interceptado por el safety Julian Love.

"Sí, nunca quieres lanzar intercepciones", dijo Jones. "Pero, solo la idea de ser agresivo. Tomar los riesgos. Hacer que las cosas sucedan. Dejar que los receptores sepan que haremos eso. Les vamos a dar todas las oportunidades para hacer jugadas y contamos con ustedes para hacer jugadas en esas situaciones. Pienso que es una mentalidad de que debe atacar a la defensiva, atacar campo abajo. Y, como quarterback y el que toma las decisiones, eres parte importante de eso. Eso algo de lo que hemos hablado y lo quiere ver en la práctica".

Jones no se está estresando demasiado, sin embargo. Insiste en que no es un gran contraste respecto a lo que hizo bajo Shurmur, o Garrett y Kitchens.

"No es como un gran cambio de mentalidad. Es solamente mucho de entender jugadas, entender situaciones, entender filosofías respecto a cuándo ser agresivo, cuando no ser agresivos. Pienso que todo eso es específico a ciertas situaciones", expresó Jones. "No creo que sea una gran mentalidad general que aplicas a todas las jugadas a destajo. Pienso que es específico a la jugada que intentas ejecutar, la cobertura que existe, y comprender esa pieza".

Pero, la esperanza es que, quizás, entregue mejores resultados.